Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias, o para obtener más información, personaliza la configuración.

07/02/2019

Creo que mi hijo simula que no ve bien, ¿qué puedo hacer?

Ante un niño que dice no ver bien, siempre hay que llevarle al especialista para que el oftalmólogo valore la causa, el diagnóstico y un posible tratamiento.

Es posible, que tras una exploración de la agudeza visual, estudio de optometría, y una revisión completa del globo ocular, el oftalmólogo no vea una causa orgánica (física) que pueda explicar los síntomas que aqueja el niño. Aquí es cuando el facultativo debe decidir si cree necesario pedir pruebas complementarias o bien puede tratarse de un caso de somatización, o simulación.

A menudo los niños se quejan de síntomas ( dolor de barriga, de cabeza, ver borroso...) sin razón física, sino que es una manera que ellos tienen de exteriorizar un sufrimiento, una angustia, un miedo…

Es muy importante ganarse la confianza del paciente, que el niño vea que le escuchamos, le entendemos… Habrá signos que nos harán sospechar de una somatización, o bien que simula, simplemente hablando con ellos: cómo son estos síntomas, cuánto duran, cuándo aparecen, si se repiten, si de golpe “se curan”. Y podremos ir averiguando cuál es el origen del problema y derivar si precisa a otro especialista.

Con relativa frecuencia encontramos en la consulta diaria niños que simulan o somatizan, desde el niño que quiere gafas porque su amigo del colegio las lleva, al que tiene un hermanito pequeño… o incluso destapar un caso de bulling en el colegio.

Dra. Ainhoa Martínez Grau

Newsletter