Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias, o para obtener más información, personaliza la configuración.

10/09/2021

¿Por qué es importante realizar revisiones oculares periódicas a nuestros hijos?

El desarrollo integral y el rendimiento escolar del niño y adolescente depende en gran parte de la correcta evolución de su visión. Debemos recordar que la maduración visual se inicia en el nacimiento y finaliza aproximadamente a los 8-9 años de edad. Lo que no aprendemos a ver en la infancia no se va a recuperar posteriormente en la edad adulta. Es por ello que en caso de que exista patología ocular, resulta fundamental un diagnóstico y tratamiento lo más precozmente posible, ya que en ocasiones, más allá de esta etapa, puede ser irreversible.

¿Cuáles son las patologías oculares más frecuentes en niños y adolescentes?

Los defectos de refracción, como la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo, así como el estrabismo y ambliopía u ojo vago, son las patologías más frecuentes que afectan a la salud ocular de los más pequeños. Estas patologías deberían diagnosticarse y tratarse lo más precozmente posible. 


 

Newsletter