Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias, o para obtener más información, personaliza la configuración.

18/05/2020

La biometría ocular es una prueba diagnóstica que nos permite conocer diferentes parámetros oculares como la longitud axial del ojo, es decir la distancia entre el ápice de la córnea y la retina, y la profundidad de la cámara anterior que es el espacio que hay entre la córnea y el cristalino.

Es un dato fundamental para el cálculo de la potencia de las lentes intraoculares, por lo que es una prueba que se realiza a todos los pacientes que van a ser intervenidos de cataratas.

Hay dos tipos de biómetros, los ópticos que funcionan con luz y los ultrasónicos que lo hacen con ultrasonidos. Estos últimos pueden ser de contacto o de immersión. Ya sea la luz o los ultrasonidos pasan a través de las distintas estructuras del ojo dándonos información de los diferentes parámetros. Para la realización de la biometría ultrasónica es necesario instilar unas gotas de anestesia previamente, ya que hay contacto directo con la córnea del paciente.

Olga Riera, departamento de Función Visual.

Newsletter