Este sitio utiliza cookies propias y de terceros. Algunas de las cookies son necesarias para navegar. Para habilitar o limitar categorías de cookies accesorias, o para obtener más información, personaliza la configuración.

¿Qué es?

Se trata de una gama de patologías producidas por las lentes de contacto. Su espectro es variado y va desde una patología por larga exposición, hasta casos graves de infección por hongos, por amebas o bacterias.

Síntomas

Cualquier patología relacionada con lentes de contacto debe ser examinada por un oftalmólogo.

Generalmente con la queratis por lentillas el paciente puede notar un enrojecimiento ocular además de sensación de cuerpo extraño, en casos de una exposición prolongada o cuando la tolerancia disminuye. En ocasiones el cuadro puede ser más grave y que encontremos una infección que usualmente se manifiesta además de con los síntomas anteriormente citados, por una disminución de la visión y dolor.

Causas y factores de riesgo

El primero de ellos sería una sobreexposición, cabe decir que es variable en función del individuo de tal modo que hay algunas personas que las toleran muchas horas y otras muy pocas. En cualquier caso todos tenemos un límite de uso y conviene no sobrepasarlo para evitar problemas.

Otro riesgo sería una falta de higiene. Es muy importante mantener el estuche lentillas limpio y actualizarlo de forma frecuente. El motivo es que a pesar de que utilizamos soluciones contra las infecciones muy efectivas en ocasiones algunos microorganismos son capaces de sobrevivir a estas. Uno de los microorganismos más peligroso es la Pseudomona ya bastante resistente a los antibióticos comunes.

Otro de los factores de riesgo más importantes es la exposición al agua cuando llevamos las lentillas. A pesar de que uso de esta corrección ayuda en aquellas condiciones donde no podemos llevar gafas, como en el agua, corremos el peligro de ser infectados por una Acanthamoeba. En este caso se trata de otro microorganismo que afecta de forma larvada y dolorosa, y que además es muy resistente a la mayoría de tratamientos ya que cuando intentamos eliminarlo es capaz de modificar su forma para defenderse

Existen otras patologías relacionadas con las lentes de contacto más sencillas como son su pérdida en los fondos de saco, o la aparición de infiltrados estériles, entre otros.

Prevención

Es importante que la indicación de lente de contacto sea realizada por un profesional.

Debemos seguir los consejos de uso de la persona que nos indica esta corrección.

Debemos limpiar bien nuestras manos siempre que manipulemos la lentilla.

Debemos mantener limpio nuestro estuche.  Así como cambiarlo de forma frecuente.

No debemos usar las lentillas en el agua.

Ante cualquier síntoma o signo debemos acudir a nuestro oftalmólogo.

Tratamiento

Los principales tratamientos de la queratitis por lentillas van desde medicación tópica, como antibióticos, antifúngicos, bacteriostáticos y bactericidas, hasta tratamientos quirúrgicos que pueden llegar al uso de láser o incluso trasplante.

Profesionales que tratan esta patología

Preguntas frecuentes